Discromatopsia

Es la discapacidad en la visión de los colores. Ésta puede ser congénita, denominándose daltonismo, o adquirida. De acuerdo con el color involucrado y el grado de afectación podemos diferenciar:

  • Protanopia. Falta total del sistema receptor para el color rojo (ceguera para el color rojo).
  • Deuteranopia. Falta total de los receptores para el color verde (ceguera para el color verde).
  • Tritanopia. Falta total de receptores para el color azul (ceguera para el color azul).
  • Acroamotopsia. Ausencia total de la percepción de colores colores: verde, azul, blanco y rosa.

Daltonismo

Es un defecto genético que ocasiona dificultad visual para distinguir los colores. La palabra daltonismo proviene del físico y matemático Jhon Dalton que padecía este trastorno.

El grado de afectación es muy variable y oscila entre la falta de capacidad para discernir cualquier color (acromatopsia) y un ligero grado de dificultad para distinguir algunos matices de rojo y verde.
Es un problema para los afectados en ámbitos tan diversos como: valorar el estado de frescura de determinados alimentos, combinar colores en la confección de los tejidos, identificar códigos de colores de planos, elegir determinadas profesiones para las que es preciso superar un reconocimiento médico que implica identificar correctamente los colores (militares, pilotos, capitán de marina mercante, policía, bomberos…).

Es hereditario y se transmite generalmente por un alelo recesivo ligado al cromosoma X. Si un varón hereda un cromosoma X con esta deficiencia será daltónico. En cambio en el caso de las mujeres, que poseen dos cromosomas X, sólo serán daltónicas si sus dos cromosomas X tienen la deficiencia. Por ello, el daltonismo afecta aproximadamente al 1’5% de los hombres y sólo al 0’5% de las mujeres.
Puede detectarse mediante test visuales específicos como el Test de Ishihara o el Test de Farnsworth.

¿Te ha parecido interesante? ¡Compártelo!
Share on Facebook
Facebook
0Tweet about this on Twitter
Twitter
Share on LinkedIn
Linkedin

Deja un comentario